ELOCUENTE CARICATURA DE MUBARAK

Fernán Escudero

Una caricatura en las calles de El Cairo vale más que mil gritos y mil tiros

Me impactó esta caricatura de Mubarak aparecida en el telediario 2 del 31 de enero en TVE1, (minuto 18), lograron su autor y quienes la agitaban en manifestación por las calles de El Cairo comunicarse conmigo a través del lenguaje sencillo e universal de la imagen, que salta las barreras culturales. Creo que no sólo a mí sino a cualquier letrado o analfabeto en lengua árabe nos basta encarar la mirada del dictador en este retrato subjetivo para comprender el sentir y pensar de los manifestantes, por qué y cuánto desean que caiga el dictador; se hace inevitable percibir un escalofrío e identificarnos con ellos. Sin necesidad de las palabras, cuya grafía árabe también forma parte del mensaje visual, el maestro dibujante ha logrado plasmar en toda su dimensión la oscura podredumbre del poder corrupto.

Creo que esta simple caricatura no sólo comunica lo que está pasando en Egipto sino que da pie al optimismo. Posee un valor de arma afilada pero pacífica e intelectual, y es un contrapunto a las imágenes habituales en las televisiones de individuos iracundos que rompen y pisotean fotografías de Mubarak, con una violencia que no granjea simpatía, aunque sea en respuesta a la violencia ejercida por el régimen. Como signo de civilización exquisita esta caricatura mitiga el temor a que se repitiera lo ocurrido en Irán tras la expulsión del sha, y la sombra de la destrucción de los grandes budas que sobrevuela el museo de El Cairo. Por supuesto, tampoco los carteles con palabras en árabe o inglés logran alcanzan el valor expresivo de este simbólico dibujo.

Pero a la hora de interpretar imágenes a menudo nos enfrentamos a una ambigüedad que sólo las palabras pueden esclarecer; sin ellas el mensaje queda truncado. Es el caso de otro fotograma inmediato en el mismo telediario: ¿Qué quiere decirnos este joven cairota con la caricatura impresa en su camiseta? Las locutoras, Rosa Molló y Pepa Bueno, no nos lo explican. Tampoco comentaron la anterior caricatura, pero ésa hablaba por sí sola. Así que me he quedado con la intriga respecto a esta segunda: si alguien lo sabe, por favor que me lo diga. Lo que sí queda claro es que el lenguaje caricaturesco no cede su lugar milenario en la comunicación humana, como era de esperar ha salido a las calles y se deja sentir también en la crisis de Egipto.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Actualidad y humor gráfico, Libertad de expresión, Televisión. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a ELOCUENTE CARICATURA DE MUBARAK

  1. jesus zulet dijo:

    Bienvenida al mundo de los blogs. Muy atinados tus comentarios. Vaya estreno, nada menos que con la revolución contra los faraones. Si Nefertiti escribiera un blog…abrazos
    Jesús

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s